Trinca Bolotas Blanco. La nueva apuesta de Herdade do Peso.

Incluso a tiempo del verano, acaba de llegar al mercado portugués el novísimo Trinca Bolotas Blanco 2018, el miembro más reciente de la alentejana Herdade do Peso, en Vidigueira. La historia de Trinca Bolotas se escribe ahora con Blanco y Tinto, en una evolución natural tras el gran éxito que alcanzó la marca entre los consumidores.

«Ampliar la gama de Trinca Bolotas siempre estuvo en nuestro horizonte. Ante la excelente acogida de la marca desde su lanzamiento en 2014, era el momento de lanzar un vino Blanco capaz de responder a la demanda de un vino versátil, fresco e informal», explica Luís Cabral de Almeida, enólogo de Herdade do Peso. «Para este Trinca Bolotas Blanco creamos un lote de Antão Vaz (60 %) y Arinto (40 %), porque si existen los matrimonios ideales, este sin duda es uno de ellos. Con la cepa Antão Vaz garantizamos el lado floral, cítrico y afrutado. La cepa Arinto nos ofrece después la estructura, la acidez, y un final de boca fresco y persistente».

El nuevo Trinca Bolotas promete hacer las delicias de los amantes del vino con su frescura y elegancia enormemente atractivas, en un vino que busca ser un excelente y versátil compañero en la mesa, a la buena manera alentejana.

Nacido como un homenaje al Alentejo, de ahí que adoptara el nombre del tradicional cerdo alentejano, una especie autóctona portuguesa y el único sobreviviente de los porcinos de pastoreo de Europa, Trinca Bolotas ha crecido y ahora se afirma como una marca de actitud urbana, pero comprometida con su origen de una forma absolutamente carismática.

Mas noticias